sábado, 9 de marzo de 2013

Ser mujer en una carrera de hombres


Este artículo fue publicado el 19 de octubre de 2010 por Ana María de Freitas en la Web portuguesa Correr por Prazer con el título original Ser MULHER! …Numa corrida de Homens
Dado que ayer se celebró el Día Internacional de la Mujer, considero que es un momento adecuado para su difusión.
Foto de Correr por Prazer


¡Correr... correr... correr! Nosotras, las mujeres, corremos kilómetros en nuestro día a día, y tenemos conciencia de ello. Corremos en nuestro lugar de trabajo, corremos en casa, corremos para ser madres, esposas, amas de casa. Cansadas, muchas veces pensamos... ¿por qué nací mujer?. No tenemos tiempo libre, ni la familia, ni el marido o novio nos dan el precioso tiempo para nuestros momentos. Pero en los instantes de introspección debemos olvidar tantas cosas... el cabello debilitado, el ciclo menstrual o la menopausia, hasta la limpieza de casa u otras tareas. Debemos pensar que Ser Mujer es estupendo, y deberíamos sentirnos orgullosas de ello. Tenemos cualidades inigualables y debemos destacarlas. Aunque frágiles, somo fuertes, osadas y firmes cuando es necesario. Nuestra sensibilidad nos permite transmitir la importante y dura tarea de mudar las costumbres con la convicción y delicadeza necesarias para implicar a cada persona en la importancia del cambio individual.

Pero ser Mujer... también es tener la fabulosa capacidad de lograr aquello que a priori parece imposible. Es tener la capacidad de conjugar la vida familiar y profesional con la práctica de una actividad como correr o caminar. Sabemos que, en determinados momentos, no son suficientes las 24 horas del día para realizar todo lo que se desea, y pasamos a realizar lo que la familia, la profesión y la vida social nos obliga. Buscar desafíos para superarnos en el día a día nos mantiene firmes y capaces de alcanzar nuestros objetivos y desarrolla estímulos para no abandonar nuestros valores, nuestros sueños, nuestras ilusiones. Prioridades... ¡todo es cuestión de prioridades! No debemos renunciar a nuestro bienestar en favor de otras cosas que, aunque tengan sentido para nosotras, deben ser gestionadas en función de nuestro tiempo. Pensemos... si perdemos tanto tiempo en organizar la vida familiar, el marido, el novio, nuestra casa, la vida profesional, ¿por qué no perdemos tiempo con nosotras?. Es preciso mantener un espacio en nuestras vidas para nosotras... para correr, caminar, para algo de ejercicio, ¡que tanto nos beneficia!.

Todas sabemos que correr o caminar aporta una serie de beneficios a sus practicantes, la diferencia está en los cuidados especiales que la mujer, por sus características hormonales, exige. La participación femenina en carreras o senderismo ha aumentado espectacularmente. Es notable la invasión de mujeres en parques y otros lugares de entrenamiento, en grupo o individualmente, ocupando cada vez mas espacio en un terreno compartido mayoritariamente por hombres.
Foto de Juan José Úbeda, Sevilla, 7/10/2012 Carrera de la Mujer
Correr aporta innumerables beneficios, físicos y psicológicos, para nosotras las mujeres:
  • Estimula la absorción del calcio por los huesos, lo que aumenta la densidad ósea de la mujer, disminuyendo la incidencia de la osteoporosis.
  • Minimiza la sintomatología de la tensión pre-menstrual.
  • Es un aliado en la prevención del cáncer de mama en la medida en que fortalece el sistema inmunitario.
  • Provoca una disminución del estrés y la ansiedad.
  • Aporta motivación para mantener o mejorar hábitos saludables tales como dejar de fumar y dormir mejor.
  • Mejora la auto-estima y la concentración.
  • Mejora la función sexual y aumenta la libido.
  • Mejora nuestra felicidad.
Foto de la Carrera de la Mujer, Gijón 2012
No debemos olvidar que toda mujer que desee comenzar a correr o caminar debe tener en cuenta algunas particularidades del cuerpo femenino, su composición corporal y su estructura ósea son las mas conocidas, con implicaciones en el gesto de carrera y la incidencia de lesiones. Teniendo en cuenta algunos detalles... ¡vamos allá!

Finalmente podremos decir que hacemos de todo... ¡hasta de tacón alto!

fotos.n3po.com/



No hay comentarios:

Publicar un comentario